miércoles, 16 de junio de 2010

De aquí nadie se escapa



De aquí nadie se escapa
Ni el ateo, ni el místico, ni el santo
No hay salida para el rengo
para el mudo, para el manco.
No se escapa ni el perfecto
ni el marino, ni el prefecto.
Ni los días trabajados
Ni las horas del asueto.
No se evade ni la sombra
ni la boca que te nombra
ni los labios que te rezan
ni las almas que te odian
ni los ojos que te besan.
Si en tu dicha hay una cama
¡duerme!,
y al llegar cada mañana
levanta tu alegría con nobleza
Si en cambio
ni una cama te ha dado tu pobreza
descansa sobre el banco de una plaza
y aun así, al despertar,
verás el sol reflejado entre tus cejas.
Que de aquí nadie se escapa
Ni la bolsa de comercio
Ni la alforja del mercado.
Ni la idea de ser necio
Ni el humilde humanizado.
Si ves un burdel domesticado
por el claro sendero de la vida
Señoritas con licencias concedidas
que tienen corazón bien arriba de sus piernas
al abrir sus bellos muslos no te olvides
que late una mujer dentro de ellas.
Nunca dudes
que estás solo en éste mundo
aunque miles y millones te parezcan
Que eres solo un errabundo
Que de aquí nada te llevas.
Para qué guardar tanta avaricia
Para qué mostrar tanta miseria.
Que de aquí nadie se va,
Que eso nadie ya lo arregla
Y si piensas que has pasado
sin dejar alguna huella
Que tan solo te han quedado
tus dudas, tus certezas,
tus miedos y tu suerte,
yo te aseguro
que éste es un espacio
de reservas de la muerte
Por eso, hijo mío,
No te olvides que de aquí nadie se escapa
que no llevas mas que lámparas oscuras
sin fortuna, sin amor, sin tristeza.
Es “hoy”… toda hermosura
Es “hoy”… cosa tan bella.
Si tienes un camino lo caminas
si en cambio los caminos se te niegan
ve al costado de las ruinas
y juega a ser feliz con las estrellas.

Walter Faila

2 comentarios:

Maria Lua dijo...

Es “hoy”… toda hermosura
Es “hoy”… cosa tan bella.
Si tienes un camino lo caminas
si en cambio los caminos se te niegan
ve al costado de las ruinas
y juega a ser feliz con las estrellas.

Me gusta la LUZ de la ESPERANZA
que brilla en los versos finales
de tu poema...
Me gustan los nuevos "aires"
de tu blog...
Besos, querido amigo Walter,
con cariño
Maria Lua

FANNY JEM WONG dijo...

Es hermoso
besos
JEM WONG